Xi Jinping soñó con un bañito en Las Canteras, pero no había camas

 

Xi Jinping soñó con un bañito en Las Canteras como el que muestra la foto, pero la capital #LPGC registra un lleno turístico histórico. No hay una cama libre. Ni en apartamentos. Las 5.700 plazas están todas ocupadas.

Xi Jinping, presidente de China, un país en que prohíbe Facebook, Youtube y Twitter, quiso pasear por Las Canteras aconsejado por su equipo de asesores, secretarios, ordenanzas, lacayos y traductores.

Pero no había camas. Salvo una habitación a 1.000 euros la noche que ofrece Booking para el hotel Cristina, Las Palmas está a reventar de turistas y visitantes.

Xi Jinping se conformó con acudir al hotel Costa Meloneras, de Lopesan.

Xi Jinping quería Las Canteras, un baño en la playa que frecuenta la plantilla de la CNFC, el gigante de la pesca de la República Comunista. Pero no había camas. La delegación china necesitaba al menos 130 habitaciones. Materialmente imposible.

La zona de La Puntilla, junto al NH Imperial Playa, resultaba idónea porque linda con la calle La Naval, santo y seña del Chinatown de Las Palmas.

La Naval es el estandarte de las importaciones chinas, para venta al detalle y mayorista. Decenas de inmuebles convertidos en dispensarios caóticos que no aguantarían una inspección, La Naval ha dejado de ser isletera para mutar hacia olores a desodorantes de soja.

China camufla, en ocasiones, su industria textil con etiquetas que pone PRC. Popular Republic China para evitar las suspicacias de Occidente.

Pero de nada de eso se habló en el escala técnica en Las Palmas.

China es la segunda potencia mundial y Las Palmas, base operativa de la flota pesquera.

Xi Jinping durmió lejos de Las Canteras, a 60 kilómetros y, encima, se quedó sin pasear por Meloneras. Su mujer tampoco compró en las tiendas de perfumes que regenta la comunidad hindú.

Todo quedó en un sueño en medio de fuertes medidas de seguridad.

Quizá, en otra ocasión, cuando China sea más transparente y suprima la censura de las redes sociales.

Soraya Sáenz de Santamaría y Xi Jinping,en el Costa Meloneras.

Soraya Sáenz de Santamaría y Xi Jinping,en el Costa Meloneras.

Jinping mantuvo una reunión con la vicepresidenta, Soraya Sáenz, sobre cooperación comercial y turística. China se ofrece, además, como interlocutor entre Suramérica y Europa.

Xi Jinping concluyó en Chile sus visitas de Estado a Ecuador, Perú y Chile, y de asistir a la XXIV Reunión de Líderes Económicos del Foro de Cooperación Económica Asia-Pacífico (APEC, por sus siglas en inglés) en Lima, Perú.

Xi visita Latinoamérica por cuarta vez y asiste a la reunión de APEC desde que asumió el cargo en 2013, por lo que los analistas observan un papel mayor de China en asuntos regionales y globales.