Puerto liberaliza el negocio de remolcadores en La Luz, Arrecife y Fuerteventura

Boluda y Fairplay pasan a competir en condiciones de igualdad tras el acuerdo del consejo de la Autoridad Portuaria. Yecasa se retira del pulso con los portuarios

Puerto liberaliza el negocio de remolcadores en La Luz, Arrecife y Puerto del Rosario.

Boluda y Fairplay pasan a competir en condiciones de igualdad tras el acuerdo del consejo de la Autoridad Portuaria de Las Palmas.

Otro de los acuerdos que se presumían polémico en el consejo de este viernes 8 de mayo (el primero virtual), la empresa Yecasa se retira del pulso con los portuarios y seguirá contando con los servicios laborales suministrados desde Coordinadora Sindical.

El presidente del Puerto de Las Palmas, Luis Ibarra, obtuvo el respaldo unánime del consejo para poner fin 26 años de incertidumbre regulatoria sobre uno de los servicios esenciales en la actividad portuaria, al promover la promulgación del pliego de condiciones básicos para el remolque de barcos.

Fairplay, de capital judío-alemán, venía operando en el Puerto de La Luz desde 2019, pero aún no había participado en las asistencias de Lanzarote y Fuerteventura, 2 puertos más costosos para el escandallo de la compañía que le obliga a disponer de más buques (5 más sobre los 4 actuales) y a ampliar la plantilla de trabajadores para adaptarse a la negociación colectiva sindical por turnos.

El Puerto otorga, ahora, un periodo a Fairplay para que acredite la operativa de sus nuevas embarcaciones y de la tripulación con el fin de operar en los 3 puertos.

Ibarra anunció, además, que en 2020 emitirá 2 pliegos más referidos a prácticos y amarradores.

Por otro lado, la empresa Yecasa cedió a la presión de los portuarios y retiró la propuesta de liberalización de contratos para la descarga de material de yeso en Arinaga, Gran Canaria.

El ejecutivoi de Yecasa, Enrique Delgado, comunicó este viernes su decisión al Puerto sin que hayan trascendido los motivos de forma oficial.

En fuentes portuarias se da por hecho que el peso e influencia del sindicato portuario resultó decisión del grupo empresarial.