Fuego cruzado Gobierno y Puerto por el gas

Por José S. Mujica

Gobierno y Puerto discrepan por el gas en medio de un fuego cruzado en varias direcciones. Hasta cuatro administraciones y varias empresas presentan conflictos de intereses. Sólo Granadilla sale beneficiada de la inversión de 350 millones que aporta Enagás.

Mientras el consejero de Industria, Pedro Ortega, vocal de la Autoridad Portuaria, es favorable a su implantación, el regidor del ente, Luis Ibarra, se aleja de la posición gubernamental por una cuestión de costes. “Es más barato traerlo de Granadilla. Además, dónde colocamos la regasificadora si tiene que estar a dos kilometros de núcleos habitados”, declaró a Meridian.

La tensión acaba de estallar en plena campaña electoral. El regulador del Estado, Enagás, espera iniciar las obras en el Sur de Tenerife el año próximo, con un coste de 350 millones de euros.

Enagás, en la que participa como miembro del consejo la dirigente canaria del PP Rosa Rodríguez, remitió a Luis Ibarra hace dos semanas un informe de análisis y prospección sobre el gas en el Puerto de La Luz, reclamando su viabilidad.

La reunión entre la Autoridad Portuaria y Enagás está sin concretar, pero a ella acudirá el viceconsejero de Industria, Adrián Mendoza, con el fin de acercar posiciones.

Según fuentes oficiales, el proyecto para implantar una regasificadora en Gran Canaria está paralizado. La férrea oposición del Ayuntamiento de Agüimes (Arinaga es una de las alternativas para emplazar la central) se amplifica ahora con la presidencia de Antonio Morales en el Cabildo.

A Ibarra, la polémica sobre le llega de forma inoportuna, antes de las elecciones. “El futuro de este proyecto dependerá de quién gobierne”, según fuentes del sector.

Si el PP continúa en el poder, Enagás, participada por el Estado, mejorará su capacidad de diálogo sobre Coalición Canaria. Si, por contra, es Pedro Sánchez el que suple a Rajoy, habrá una relajación sobre el proceso.

Pero más allá del ganador, Coalición Canaria se ha fijado el gas como meta para cumplir con la normativa europea de emisión de energías contaminantes. “Y ahí no hay vuelta atrás”, según fuentes nacionalistas.

Pero es el presidente del Gobierno regional, Fernando Clavijo, el que nombra al regidor portuario. Las relaciones institucionales no atraviesan su mejor momento desde que Ibarra arremetió contra Puertos del Estados por primar a Tenerife en el reparto de fondos y en el respaldo a los planes de empresas.

De hecho, fue Pedro Ortega (designado por CC) el que telefoneó en verano a Ibarra para reconducir sin éxito las divergencias.

José Miguel Pérez, en la sombra

Según fuentes nacionalistas, la división interna del PSC “frena la colaboración deseable”, ya que José Miguel Pérez influye “decisivamente” en los socialistas de Gran Canaria, frente a la posición “más flexible” de Patricia Hernández.

Como se recordará, Pérez es vocal del consejo de la Autoridad Portuaria y secretario regional del PSOE. Tras ser descabalgado del Gobierno, al que aspiró a repetir en Educación, Pérez se mantuvo contra pronóstico en el Puerto.

De hecho, su secretaria en el Gobierno cuando era vicepresidente del Ejecutivo, se incorporó el pasado mes a la plantilla de la Autoridad Portuaria en similares funciones.

José Miguel Pérez también fue decisivo en el acuerdo de NC-PSOE, tanto para el Cabildo como para las elecciones del 20-D. La alianza junto a Fernando Clavijo, en unas negociaciones secretas mantenidas a final de junio para resucitar la unidad nacionalista.

Ahora, con el intento de Enagás de reabrir el expediente de Gran Canaria, un sector del PSOE, con el apoyo de NC, vuelve a medirse a CC y, en medio de ese fuego, figura Luis Ibarra, para quien el emplazamiento de la regasificadora es “imposible de indicar”.

Los técnicos de la Autoridad Portuaria precisan, además, que la implantación del Gas Natural Licuado “durará años” y que los barcos que soliciten bunkering con gas en Las Palmas “serán pocos y si lo piden, lo traeríamos de Granadilla con un sobrecoste de un 5%, en el mejor de los casos”.

Los técnicos consultados descartan el riesgo de competencia de Granadilla.

Pero en el Gobierno regional las perspectivas son otras ante el potencial gasístico de España, donde existen 7 de las 21 regasificadoras europeas.

Los nuevos barcos en fábrica llevan todos sistemas de gas, de manera que acudirán “a los puertos que garanticen un combustible menos contaminante y más barato”.

En la actualidad, el gas es un 30% más económico que el fuel.

(Foto de portada. Regasificadora europea, foto de Antón Osolev, bajo licencia de Creative Commons).


Meridian es una nueva forma de servir noticias sobre negocios globales, ciencia, tecnología y arte actual desde el Atlántico Medio.